Para tu hijo


Déjale a tu hijo alguna raíz con nudo, y alguna ala sin amarre. No lo presiones hasta el punto de que el vaso se rebose y quede vacío.

Deja que se evaporen las locuras de ayer, y mételo en la esperanza tentadora del mañana.

Sé más estrella que cerrazón de noche. Dale una cercanía que no lo limite, y una supervisión que no lo acorrale. Dale luz de tu pensamiento, más que la ira de tu enojo. Dale la serenidad de tu alma, más que la inquietud de tus dudas y temores.

Dale soluciones, más que recriminaciones.

Dale un espacio y un perdón, no una jaula de castigo donde sus alas solo den aletazos de rencor. Dale fe en si mismo, para que solo, pueda mover sus sentimientos.

No le exijas sobresalir; no lo compares con nadie; no achiques la estima de si mismo aunque falle, ni lo supervalores porque acierte.

La madre no perdona como el mundo: ella absuelve; no renuncia a la venganza, sino acepta la página en blanco para empezar de nuevo.

Dale explicaciones a sus desasosiegos,generosidad a su egoísmo, protección a su vida, y nunca lo separes de tu corazón.

Todo el que vive a tu lado te da algo de si mismo, y a la vez recibe ese reflejo tuyo que irradia lo que eres. Por eso, todo lo que te gustaría ver en él, dáselo con tu solidez, con tu alma, con tu amor, con el ejemplo de tu vida.

Déjale tu reposo a su intolerancia, tu calmada reflexión al atolondramiento de sus años, y razones bien fundamentadas como un detonador de justicia.


No discutas por todo, dándole al hogar un sabor de amargura; mejor dale un beso y llénalo de luz.

Alguna vez pregúntale: ¿Tuvo material mi vida para enseñarle todo lo que quisiera que fuera?

La madre es la mejor carpintera del edificio de su hijo, la que sabe como ensamblar todos los elementos para hacerlo resistente, la que sabe donde apretar las tuercas y donde abrir los espacios para que entre el sol.

Autora: Zenaida Bacardí de Argamasilla

Libro: Ramillete de Estrellas


23 comentarios :

  1. Preciosa reflexión. Siempre consigues admirarme. Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Sandra que hermosa tu entrada!! Me hiciste emocionar!! te mando un beso enorme y como mamá te agradezco de todo corazón el compartir mensajes tan bellos que te llenan el alma!!

    ResponderEliminar
  3. Me han gustado mucho estas reflexiones. Ha sido todo un acierto que la publiques en tu blog.

    http://infantilantonita.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  4. Pero qué entrada más dulce y preciosa! La verdad que me llenó de emoción leerla. Cada palabra que dice te hace pensar y sentir ese amor PROFUNDO que todos tenemos por nuestros niños (en mi caso, por mi sobrinita hermosa).
    Aunque todavía no soy madre, desde mi lugar de tía esta entrada me llegó y tocó. La sonrisa de los niños es la que te da fuerzas para seguir todos los días, por eso es tan importante cuidarlos y protegerlos con AMOR.
    Gracias Sandra por compartirlo con nosotros! Te mando un beso gigante =)

    ResponderEliminar
  5. Gracias Pilar!Me alegra mucho que te guste.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  6. Gracias Lali!Yo también me emocioné cuando redescubrí este texto que tenía guardado hace mucho tiempo.

    ResponderEliminar
  7. Gracias Antoñita por tu apreciación! Buen fin de semana!

    ResponderEliminar
  8. Gracias Berenice!Sabía que una persona tan sensible como vos iba a disfrutar mucho de este texto,y no es necesario ser madre para comprender la delicada materia con que están hechos los niños y cuanto influyen sobre ellos nuestros actos y palabras.

    Un gran abrazo!

    ResponderEliminar
  9. SANDRA LUZ, MUY LINDO LO QUE ESCRIBISTES SOBRE "EL HIJO" LO USARE COMO TARJETA EN MI PROXIMA REUNION DE PADRES. GRACIAS

    ResponderEliminar
  10. Hola Silvia!Es una buena idea usar este texto para una reunión de padres.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  11. !Hola Sandra! hace poco conocí tu pagina y créeme que me encanto, yo también soy docente y cada día disfruto más lo que hago. Gracias por todos esos aportes que nos ayudan a realizar mejor nuestra labor.
    Te deseo muchos éxitos. Gracias.
    Cecilia.

    ResponderEliminar
  12. Gracias Cecilia por presentarte,me encanta conocer a quienes visitan mi página.
    Te deseo un buen año junto a tus alumnos!
    Besos!

    ResponderEliminar
  13. Te felicito Sandra por esta entrada tan hermosa. Son unos consejos que deberíamos aplicarnos los padres y maestros. Un besazo.

    ResponderEliminar
  14. Qué lindo !!..cuánto para reflexionar!!...muy buen material para trabajar en alguna jornada con padres...Te deseo una semana FELIZZZ.Besitos

    ResponderEliminar
  15. Gracias Pilar!Realmente este texto es tan aplicable a padres como a maestros.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  16. Gracias Vivi! Hace muchos años utilicé este texto para una reunión de padres y me alegró mucho redescubrirlo con ustedes!

    Buena semana!!
    Besitos!

    ResponderEliminar
  17. Gran reflexión en este hermoso texto que nos regalas,,,gracias Sandra!!!
    Besitos y buena semana...

    ResponderEliminar
  18. Por fin pude entrar Sandra!!!

    Cambié de compu, espero salga el comentario.

    Hermosa y sentida poesía, el futuro está en nuestros niños, siempre es reconfortante pasar por tu Sala.

    Te dejo un abrazo inmenso!

    ResponderEliminar
  19. Adriana que alegría !!!Me alegra muchísimo que se haya solucionado el problema!!
    Bienvenida nuevamente a mi sala amarilla!Tu paso por aquí siempre deja mucha luz.

    Un gran abrazo!

    ResponderEliminar
  20. Hola Sandra, hacía tiempo que no venía por aquí, pero me ha encantado como siempre, preciosa reflexión la que compartes con todos nosotros, gracias y Felicidades..
    Hasta pronto guapa y muchos besos

    ResponderEliminar
  21. Hola Nati!Te agradezco mucho tu visita.Yo también hace tiempo que no paso por tu bello espacio.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar