El origen del Huevo de Pascua y el Conejo de Pascua


Como quiera que sea, y pese a las distintas interpretaciones que tiene la celebración de la Pascua; este suceso continúa conmoviendo al mundo entero, creyentes o ateos. Porque más allá de lo sagrado o profano, la Pascua es una maravillosa conjunción de ritos, cultura, creencias y leyendas del imaginario y de la realidad.

De todas las tradiciones sin duda la de obsequiar huevos de Pascua es la más arraigada, ya que el huevo, al romperse, da lugar a que surja una nueva vida. En ese sentido, es una alusión a la vida que se manifiesta en Cristo, cuando al vencer la muerte, sale del sepulcro y nos da una vida nueva.

Desde los comienzos de la humanidad, el huevo fue sinónimo de fertilidad, esperanza y renacimiento.

En la India y en países semitas de la región oriental, el huevo ha representado el germen primitivo, escondido en el agua.

En la cosmogonía védica se cree que las aguas originarias se elevaron y dieron origen a un huevo de oro, del cual salió el creador del mundo.

El huevo adquirió importancia dentro de la mitología egipcia cuando el Ave Fénix se quemó en su nido y volvió a renacer más tarde a partir del huevo que lo había creado en un principio.

Durante la Edad Media, en Semana Santa, era común que los censos feudales se pagaran con huevos. Y se estipulaba que el día de pago fuese el domingo de Pascua.

En Francia, por ejemplo, los estudiantes organizaban la "Procesión de los Huevos". Se reunían en parques y plazas y de allí partían hasta la iglesia principal. Durante el trayecto, golpeaban las puertas de las casas, para que cada familia les regalara huevos, que posteriormente serían bendecidos por un Cura párroco.

En esa época renacía el espíritu festivo. De las iglesias colgaban cientos de banderas y panderetas. Y cada joven llevaba colgado de su cuello, un cesto de mimbre lleno de huevos. Los más adinerados se hacían acompañar por jóvenes pajes, vestidos con telas multicolores de razo o de seda. La mayor parte de la colecta se destinaba para los hospitales de leprosos, o para los indigentes.

Los huevos de pascua en la antigüedad eran de gallina y de pato, y en la Edad Media les eran regalados a los chicos durante las celebraciones. Al tiempo, los cristianos comenzaron a obsequiarse huevos durante la Semana Santa con regalos y al principio el siglo 19, en Alemania, Italia y Francia, aparecieron los primeros huevos hechos con chocolate con pequeños regalos adentro.

Durante mucho tiempo, estuvo prohibido comer en Cuaresma; no solo carne, sino también huevos. Por eso, el día de Pascua, la gente corría a bendecir grandes cantidades de ellos, para comerlos en familia y distribuirlos como regalo, a vecinos y amigos.



El Conejo de Pascua no es un invento moderno.Es un personaje mítico infantil perteneciente a las culturas germánicas y posteriormente a las anglosajonas.

Aunque sus orígenes no están muy definidos, se supone que la elección del conejo se debe a su conocida capacidad de procreación, de gran valor simbólico en unas fiestas dedicadas a la fertilidad de la tierra tras el invierno.

Su uso se remonta a pueblos antiguos del norte europeo que veían en la liebre un símbolo: las fuertes patas traseras de la liebre le permiten moverse siempre hacia arriba con facilidad, mientras que sus débiles patas delanteras le dificultan el descenso.
Existen distintas leyendas que tratan de explicar el origen del conejo de Pascuas ,una de ellas relata que cuando en los meses de abril o mayo (época en la que ciertos gansos del norte ponen huevos) unos niños entraron en un granero y vieron salir corriendo de él un conejo; al encontrar en el interior un huevo, concluyeron que había sido el conejo el que lo había puesto.

En la tradición cristiana se transmite otro relato. Un conejo estuvo encerrado en el sepulcro junto a Jesús y presenció su resurrección; al salir de la cueva junto con Jesús, fue el mensajero que comunicó a todos la buena nueva, regalando huevos pintados.

Según Eileen Yaeger,el conejo, como símbolo de Pascua, parece tener sus orígenes en Alemania donde es mencionado por primera vez en unos textos del siglo XVI. Los primeros conejos comestibles se fabricaron en Alemania en el siglo XIX de pastelería y azúcar.

El conejo de Pascua fue introducido en EE.UU. por los inmigrantes alemanes que llegaron al Pennsylvania Dutch Country durante el siglo XVIII. La llegada del "Oschter Haws" se consideraba uno de los grandes placeres de la infancia, equivalente a una visita de Papá Noel en Noche Buena. Los niños creían que si se portaban bien, el "Oschter Haws" pondría huevos de colores.

Los niños construían nidos en lugares apartados o escondidos de la casa, el granero o el jardín para que pusiera sus huevos el conejito. Más tarde empezaría la tradición de construir elaboradas cestas para poner los huevos.


Fuentes:
http://www.aciprensa.com/
http://es.wikipedia.org/

http://www.huevosdepascuas.com.ar


18 comentarios :

  1. Hola Sandra!
    Desconocía muchas de estas historias, especialmente lo del conejo de Pascuas. Qué interesantes están las leyendas!
    FELIZ DOMINGO DE PASCUA!

    ResponderEliminar
  2. Hola Sandra!! Qué interesante amiga!!No sabía con certeza el origen de estas tradiciones. El domingo de Pascua es uno de los días que más me gustan de las festividades.
    FELICES PASCUAS AMIGA!!!!!!!
    BESOSSSSSSSS

    ResponderEliminar
  3. siempre contandonos cosas tan interesantes!

    ResponderEliminar
  4. No tenía ni idea de como era esta tradición.
    Gracias y feliz Pascua.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Que historias interesantes, sobre todo me impactó la del Ave fenix... me pareció muy sinificativa... morir, para volver a renacer.

    abrazos Sandra Luz.

    ResponderEliminar
  6. Hola Ana Gracia!Los mitos siempre están presentes cuando se trata de explicar lo que parece inexistente...
    Feliz domingo de Pascua!

    ResponderEliminar
  7. Hola Gabriela!Es un domingo especial para compartir con seres queridos!

    Feliz domingo de Pascua!

    ResponderEliminar
  8. Gracias Sandra!Me imagino que estarás pasando un hermoso domingo de Pascuas junto a tu gran familia...

    Besitos!

    ResponderEliminar
  9. Gracias Bego!Feliz domingo de Pascuas!

    ResponderEliminar
  10. Hola Adriana Alba!A mí también me resulta muy interesante la mitología egipcia.
    Besitos!

    ResponderEliminar
  11. .................... //\\\
    .................. // . . \\
    ................ // \_-_/ \\
    ................ \ /`'--'`\ /
    ................ /_|-♥-|_\
    ................. \\___//
    .................. /\)—(/\
    ................ /______\
    ....;@@@;.....|_|_|......... ;@@@;...
    ..........\|/.......(__/__)............\|/.........

    Quiero darle gracias a la vida, por haberme dado el mejor regalo del mundo tu AMISTAD..

    ─═─═┘┘♥♥└└═─═─♥♥♥♥♥♥♥♥─═─═┘

    Sandrita que linda tradicion aca no la tenemos, pero la conocemos por Chris.
    Gracias por pertenecer a mi mundo de bloguer y dejarme entrar al tuyo, que tengas una bella semana, besitoss y buenas nochesss graciasssss
    ─═─═┘┘♥♥└└═─═─♥♥♥♥♥♥♥♥─═─═┘

    ResponderEliminar
  12. Hola Jessi!Así que en Costa Rica no tienen esta tradición?No sabía!
    Gracias por tu amistad princesita .Qué empieces muy bien la semana.
    BESITOS!

    ResponderEliminar
  13. Margarita Betancur Giraldo5 de abril de 2012, 18:35

    SANDRA, muchas gracias por tus historias son muy valiosas

    ResponderEliminar
  14. Margarita muchas gracias a vos por leerlas.Bienvenida a mi salita!

    ResponderEliminar
  15. Gracias tenía interes en saber de donde venían estas tradiciones

    ResponderEliminar
  16. Q lindo es seguir aprendiendo cosas nuevas y estas historias son super interesantes para compartirla. Gracias!!!

    ResponderEliminar
  17. hola sandra me encantaron las historias yo trabaje con mis niños en el rincon de catequesis todo lo que publicastes me encanto referente a la pascua.te deceo felices pascua en familia!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  18. Igualmente para vos Alvaro. Gracias por tu visita =)

    ResponderEliminar